Móviles

El Xiaomi Redmi 3S, un smartphone económico con grandes prestaciones

16 junio, 2016

Xiaomi sigue fiel a su política de ofrecer el máximo al menor precio, aún cuando se trata de teléfonos de gama baja. El nuevo Xiaomi Redmi 3S es una muestra de cómo se puede implementar la tecnología más avanzada en terminales económicos. El modelo base tiene un precio de 699 yuanes, unos 100 euros al cambio. No obstante, incorpora algunas de las funciones que actualmente solo tienen modelos de gama alta, como el chasis de metal o un lector de huellas.

La apariencia de este nuevo teléfono de Xiaomi recuerda mucho a la del iPhone. Incluso está disponible en tres colores: gris, plata y dorado. Tiene una pantalla IPS de 5 pulgadas con una resolución de 720 x 1280 px, algo impensable en un teléfono tan barato. Hasta ahora.

el xiaomi redmi 3s

Especificaciones del Xiaomi Redmi 3S

En el interior guarda una doble ranura para tarjetas SIM, un procesador Snapdragon 430 de ocho núcleos y 3 GB de RAM en el modelo básico. También tiene un almacenamiento interno de 16 GB, ampliable con tarjetas externas. Para la versión más alta, que tiene un precio de 899 yuanes (unos 125 euros), la RAM sube a 3 GB y dobla la memoria de almacenamiento.

Ambos modelos de Redmi 3S tienen una batería más que considerable. Con 4100 mAh nos podemos imaginar que la duración de esta dará para todo el día, además de que el chipset está optimizado para consumir el mínimo.

Está equipado con una cámara de 13 Mpx que incorpora flash EDL. En la parte delantera hay otra cámara, esta vez de 5 Mpx con reconocimiento de rostro, pensada claramente para los selfies. Ambas cámaras permiten grabar vídeo con una resolución de hasta 1080.

El teléfono cuenta con MIUI 7 como sistema operativo, la versión propia de la marca basada en Android. La cantidad de aplicaciones con la que es compatible por tanto cubre las necesidades de todos los usuarios.

xiaomi redmi 3s

Solo una pega…

El Xiaomi Redmi 3S tiene solo una pega. Y es que está dirigido únicamente a los clientes chinos. No hay por el momento noticias de que en el futuro se lance al mercado internacional. Además, el soporte para redes móviles es únicamente para China, de modo que unido a los costes por envíos al extranjero, tasas por importación y la carencia de una garantía fuera de las fronteras lo convierten en un terminal de aproximadamente 200 euros que no merece la pena gastar. Sería bonito encontrar un terminal como este por aquí, pero de momento parece un sueño imposible.

El Xiaomi Redmi 3S, un smartphone económico con grandes prestaciones
Vota esta publicación

Sin Comentarios

Dejar un Comentario